Salud mental y el internet: Riesgos y consecuencias

salud-mental-y-el-internet-riesgos-y-consecuencias

 

Si tú eres una emprendedora como yo que le interesa la salud mental y su principal fuente de información es usar redes sociales o internet para enterarse o conocer del tema este artículo es para ti. En las siguientes líneas hablaremos de qué pasa cuando nos dejamos llevar con la información que encontramos en internet y redes sociales. Estamos expuestos a encontrar mucha de diferentes tipos y no sabemos por dónde empezar.  

Aquí te van algunos puntos básicos que quizá no sabías:  

Para comenzar, hay que saber que el mundo de la psicología tiene muchas ramas y diferentes enfoques; existe el conductismo, sistémico, humanismo, psicoanálisis, y muchos otros. Todos estos tienen sus propias teorías y métodos de abordaje. También necesitan una especialización para brindar  un proceso terapéutico. Leer un artículo o seguir muchas páginas al respecto no te hacen experto para brindar cualquier tipo de abordaje.  

 

Cuidado con la sobreinformación:

Cuando a nosotros nos interesa mucho un tema en específico, empezamos a buscar toda la información posible y podemos terminar saturándonos de información que no logramos entender por completo y el resultado puede llevar a la frustración o a la angustia.  

 

Autodiagnósticos y el peso de las palabras:

Al sobrecargarnos de información o buscar nuestros síntomas en internet suele pasar que creemos que tenemos depresión, ansiedad, bipolaridad y que conocemos al menos a un narcisista.  

Comúnmente usamos estas palabras en nuestro día a día como adjetivos calificativos. Conocemos a alguien que dice “es que ando de bipolar”, o nosotras mismas hemos dicho “estoy deprimida”.  Cuando en realidad la depresión, ansiedad, bipolaridad y narcisismo son trastornos mentales que necesitan tener ciertas características y que solo pueden ser diagnosticados por un profesional

Esto genera dos cosas muy importantes:  

  1. Quitarle importancia a una situación relevante, ya que las personas con un diagnóstico  psiquiátrico necesitan la orientación adecuada. 
  2. Dificulta la identificación de emociones y autoconocimiento. 

Así que, en resumen, recuerda que está bien informarse, pero si tenemos señales de que nuestra salud mental está empeorando acude a un profesional para mayor orientación y evita buscar tus síntomas.

Compartir