¿Sabes comunicarte correctamente? descubre cómo hacerlo en esta nota

¿Te ha pasado que necesitas comunicar algo que no es sencillo y no sabes cómo hacerlo? Ya sea por que se trata de algo complicado de explicar, porque es un asunto que podría remover emociones estancadas o porque se relaciona con una propuesta muy personal…verbalizar asertivamente lo que pensamos, sentimos y necesitamos, conlleva un esfuerzo mental y emocional, es por eso que no debería tomarse a la ligera.

¿Y por qué les cuento esto? actualmente estoy a punto de exponer ante mi familia una propuesta de negocio. Haber aterrizado la propuesta fue la parte más sencilla; el verdadero reto está cuando empiezan a circular por la mente algunas oraciones como: “va a ser muy difícil decir esto”, “¿cómo me expreso para que no queden dudas?”, “¿y si no lo asimilan de manera positiva?”, “no los quiero lastimar”.

Gracias a esta situación personal y a mi trabajo con emprendedoras, hoy quiero hacer énfasis en que la raíz de confusiones, malos entendidos, enojos, susceptibilidades, etcétera, en ocasiones no se trata de lo que vamos a comunicar, sino del CÓMO elegimos hacerlo.

La verdadera comunicación no comienza hablando, sino escuchando. Por lo tanto, si es nuestro turno emitir un mensaje, es indispensable detenernos un momento a reflexionar y ponernos en el lugar de quien nos escucha. El hecho de haber aprendido a “hablar” no es sinónimo de saber “comunicar”. Elegir la forma en la que nos vamos a comunicar teniendo una idea clara y tomando en cuenta la manera en que nuestro receptor va a percibir la información, no es tarea sencilla.

Las palabras son muy poderosas. Mi intensión es recordarles que “la forma es fondo”. Por eso, a partir de esta premisa te propongo que hagas este ejercicio si te encuentras apunto de comunicar algo y aún no detectas tu fondo y tu forma con claridad.

Solo existen una regla: No utilizar la palabra honestidad ¿por qué no?

a)Para obligarnos a elegir una forma menos amplia y en cambio una más específica en la que nuestro escucha recibirá mejor los mensajes.

b)Para considerar la honestidad como un valor intrínseco que no necesita ser mencionado.

c)Para alejarnos de situaciones en donde aclarar que se es honesto se confunde con ser “crudo”.

EJERCICIO:

Define el FONDO de tu mensaje. ¿De que FORMA vas a decir lo que necesitas comunicar?

“Lo que diré, de fondo es_____________, por lo tanto, la forma en la que lo diré será ________, __________ y ___________”

Ejemplo:

“Lo que diré, de fondo esdifícil de escuchar, por lo tanto, la forma en la que lo diré será amable, clara y positiva”.

“Lo que diré, de fondo esdifícil de visualizar, por lo tanto, la forma en la que lo diré será, con ejemplos, detallado y ligero” (algo así me está pasando a mi)

Estoy segura que si estamos claros en el mensaje que vamos a dar, definimos nuestros valores primordiales y nos comunicamos de tal forma que el otro pueda entender, estaremos abriendo un canal de comunicación basado en la comprensión y no en la imposición.

Ya que me encuentro frente al desafío de comunicar una propuesta que va a tocar fibras sensibles realicé un pequeño “acordeón” para prepararme y que hoy quiero compartir contigo.

1.–Anclarnos a nuestro propósito-

Escribe una noche antes el “por qué” necesitas abrir este canal de comunicación, o “por qué” necesitas comunicar lo que estás apunto de comunicar.

2. -Elegir la forma-

Escribe para ti misma, 3 maneras en la que deseas comunicarte tomando en cuenta a aquellos que van a escucharte.

3.-Sintonizar a las personas-

Desarrolla una lista de acuerdos para la reunión y léanlos entre todos los integrantes de la reunión antes de comenzar.

4.-Despejar la mente y enraizarnos al presente-

Antes de comenzar tómate unos momentos para meditar y respirar.

5. -Mantén el enfoque-

Determina un cierto tiempo a la reunión y un objetivo claro.

6.-Gratitud y aprendizaje para continuar-

Posterior a la sesión escribe cómo te sentiste, qué lección aprendiste y por qué agradeces.

Querida lectora, todo esto que te digo a ti, también me lo dije a mi. No podemos controlar lo que piense o sienta la otra persona, pero si podemos elegir el “CÓMO” vamos a transmitir todo aquello que llevamos dentro.

“Open your heart, open your mind. Only then, open your mouth”.

Lina Morante es diseñadora de información, estratega de marca, creadora de conceptos interiores y storyteller.

Compartir